Cuando se trata de altura, llega la hora del vehículo autopropulsado bajo ModulMAX SP-E

El operador de la red eléctrica 50Hertz cuenta con un almacén de cables submarinos en Rostock.

En caso de un fallo o daño en una línea de transmisión de corriente eléctrica de alta mar, estos cables se deben entregar rápidamente en el lugar correspondiente. Para uno de estos casos, acude la empresa Krebs Korrosionsschutz GmbH con su ModulMAX SP-E de 8 ruedas y dirección electrónica con Self-Propelled Mode.

La tarea consiste en transportar una de estas bobinas de cable, en la que el cable de alta intensidad se ha enrollado horizontalmente, desde el almacén hasta el muelle y en entregarla a la embarcación mediante una grúa móvil. Para este tipo de tareas, además de las 36 líneas de ejes de la flota de SPMT de Cometto, Krebs tiene ahora un nuevo as en la manga con su ModulMAX SP-E de Faymonville de 3 000 mm de anchura y 8 neumáticos.

Como variante de 6 ejes, el módulo para cargas pesadas autopropulsado con dirección electrónica es la elección óptima para esta misión debido a la altura libre mínima en el portón de la nave. Stefan Krüger dirige con confianza el ModulMAX SP-E con su grupo de potencia de 372 kW por el portón de la nave con la marcha más baja. «Un palmo de aire entre la carga y el borde inferior del portón es suficiente», explica con un guiño acerca del trabajo de precisión realizado.

Solución exclusiva de doble motor

En realidad, el grupo de potencia está diseñado para alimentar hasta 48 líneas de ejes del vehículo autopropulsado ModulMAX SP-E. Con lo cual, el bogie de 6 ejes de este transporte se encuentra sobredimensionado. Sin embargo, gracias a la exclusiva solución de doble motor, es posible adaptar el grupo de potencia en cualquier momento al respectivo tipo de transporte y combinación de vehículos. Tecnología probada de Cometto, responsable de la fabricación y el servicio técnico de los transportadores modulares autopropulsados del Grupo Faymonville. 

El conductor decide si quiere hacer funcionar el grupo de potencia con uno o con los dos motores diésel. «Para el transporte de la bobina de cable, utilizamos el motor B para conseguir una potencia de 186 kW», dice el director de operaciones Jörg Neuhäusel, explicando el procedimiento. «Con esta exclusiva tecnología, podemos asegurarnos de consumir poco combustible y de que el motor funcione en el rango de temperatura correcto».

Tecnología autopropulsada para proyectos de alta mar

Gracias a la dirección multidireccional electrónica y a una compensación axial de 650 mm, resulta realmente sencillo transportar el tambor de cable de 60 toneladas con un diámetro de 6 metros y una altura de 6,25 metros hasta el punto de carga de la grúa móvil, también propiedad de Krebs. Y una vez más, la tecnología de transporte del Grupo Faymonville contribuye de forma exitosa con los parques eólicos marinos alemanes.

Share onLinkedIn
Cuando se trata de altura, llega la hora del vehículo autopropulsado bajo ModulMAX SP-E
Para uno de estos casos, acude la empresa Krebs Korrosionsschutz GmbH con su ModulMAX SP-E de 8 ruedas y dirección electrónica con Self-Propelled Mode.
Tecnología probada de Cometto, responsable de la fabricación y el servicio técnico de los transportadores modulares autopropulsados del Grupo Faymonville.